Corrientes, Formosa y Chaco, donde ms creci el crdito al sector privado en 2011.


Una Solucin: las Bolsas Regionales

Las provincias ms rezagadas lideraron la asignacin de crditos el ao pasado, que tambin creci fuerte en San Juan, T. del Fuego y Tucumn. De todos modos, dos tercios del crdito del pas an se asigna en Capital Federal y Provincia de Buenos Aires. En la capital del pas, la asignacin de crditos per cpita es hasta 30 veces mayor a las provincias del Norte argentino.

El crdito hacia las economas regionales est fluyendo con mayor dinamismo, pero sigue concentrado en dos grandes regiones: Capital Federal y Provincia de Buenos Aires. Hacia fines del ao pasado, en esas dos jurisdicciones estaba asignado el 66,9% del stock total de crdito del pas, un porcentaje relativamente elevado si se compara con que all se localiza solo 46% de la poblacin nacional y 55% de las PYMES locales.

Segn los datos del Banco Central, el crecimiento que vienen logrando las provincias en materia crediticia es importante, pero no alcanza. Mientras que el ao pasado el stock de crdito al sector privado creci 49,1%, en provincias como Formosa se increment muy por encima del promedio (83,9%), en Corrientes aument 76%, en Chaco 68,5%, en San Juan 65,7% en tanto en Tucumn y Tierra del Fuego el incremento anual alcanz al 61%. Se trata de tasas de crecimiento muy importantes para esas jurisdicciones. Sin embargo, a pesar de esa tendencia expansiva, en conjunto esas provincias apenas concentran el 5,3% del crdito que tiene en sus manos el sector privado nacional cuando en verdad all vive el 12,1% de la poblacin del pas. Es decir, en financiamiento estas provincias se encuentran en su mayora bastante rezagadas.

En tasas de crecimiento logradas en el stock de financiamiento, 2011 fue un buen ao, donde el crdito acompa la tendencia de la economa general y tuvo una fuerte expansin anual (49,1%). De un stock de $161.677 millones que haba asignados a fines de 2010, se finaliz 2011 en $241.111 millones, registrndose un crecimiento neto de $79.434 millones en los niveles de financiamiento destinados al sector privado. El incremento del crdito fue apuntalado desde todas las provincias, pero principalmente por localidades con presencia agropecuaria, industrial y aquellas muy vinculadas al turismo, un sector que mantuvo un dinamismo importante en el ao dando lugar al nacimiento de nuevas empresas y actividades econmicas.

As, dentro del conjunto de jurisdicciones donde el ao pasado el crdito creci por encima del promedio nacional se encuentran tambin Salta, con un aumento anual de 56,8% impulsado por la actividad turstica y agropecuaria, Misiones con un alza de 56,2%, Entre Ros con fuerte presencia agrcola-ganadera (55,2%), Crdoba en pleno auge industrial y agropecuario (50,7%) y la Provincia de Buenos Aires donde el financiamiento se expandi 49,8%.

En cambio, menores tasas de expansin financiera se registraron en Santa Cruz, donde el crdito apenas subi 17,1% en el ao, seguida por La Rioja, Neuqun y Santiago del Estero con incrementos de entre 38% y 40% anual, por debajo del aumento promedio.

El crdito es una de las variables ms relevantes para el desarrollo econmico de una regin. Y en la Argentina, si bien ha crecido considerablemente y parece haberse ido distribuyendo algo ms homogneo entre algunas regiones en los ltimos aos, sigue siendo escaso y contina muy concentrado en pocas localidades. Para considerar:

  • A fines de 2011 el crdito total al sector privado no financiero en la argentina se ubic en apenas 13,1% del Producto interno Bruto (PIB). Muy por debajo de las economas ms desarrolladas donde el crdito supera al 100% e incluso 200% del Producto, y menor a pases regionales como Chile donde ronda el 86% del PIB, Brasil con un ratio de 57% o Mxico (25%).
  • La escasez de crdito la sienten principalmente el sector productivo regional, que es dnde ms difcil se hace conseguir financiamiento.
  • En general, las empresas del interior tienen serias dificultades para conseguir financiamiento, excepto las localizadas en ciudades como pueden ser Crdoba o Santa Fe.
  • La mayor parte de las asignaciones de financiamiento en la argentina ocurren en dos centros poblacionales: Ciudad de Buenos Aires y Gran Buenos Aires: all estaba asignado hacia fines de 2011 el 56,3% del crdito al sector privado. El porcentaje sube a 66,9% cuando se toma toda la Provincia de Buenos Aires.
  • Le siguen en orden de importancia Santa F donde se concentra el 7,25% del financiamiento al sector privado del pas y Crdoba con 6,66% del crdito. De esa forma, tres provincias y la Ciudad de Buenos Aires concentran el 81% del crdito.
  • Un dato llamativo, es que en el ao 2003 esas cuatro jurisdicciones (Ciudad de Buenos Aires, Provincia de Buenos Aires, Crdoba y Santa Fe) concentraban casi el mismo porcentaje del crdito (81,2%). Es decir, la desconcentracin del crdito en los ltimos ocho aos ocurri solo dentro de ese grupo. Puntualmente, la Ciudad de Buenos Aires perdi 5,6 puntos porcentuales de participacin en el financiamiento, en tanto la Provincia de Buenos Aires gan 1,9 puntos (de 18,8% de participacin a 20,7%), Crdoba gan 1,1 puntos (de 5,5% a 6,6%) y Santa Fe avanz 2,3 puntos (de 4,9% a 7,2%).

El crdito al sector productivo contina siendo una deuda pendiente en el pas. Los productores continan financiando su actividad productiva con financiamiento 'caro' lo que impacta sobre la rentabilidad y la capacidad de expansin. La situacin ms difcil la atraviesan las Pymes, que como muestran los datos, son las que pagan las elevadas tasas que se relevan a lo largo del pas. En cambio, a las tasas ms bajas acceden casi exclusivamente las grandes empresas.

Un indicador relevante donde queda reflejado las disparidades regionales en materia financiera, es el stock de crditos asignados al sector privado en relacin a la cantidad de habitantes o a la cantidad de PYMES de cada localidad o provincia. Tomando como indicador relativo el total poblacional se destaca que:

  • A nivel nacional, el stock de crdito asignado hacia fines del ao pasado se ubicaba en un promedio de $6.010 por habitante.
  • Claramente la Ciudad de Buenos Aires es la que registra la mayor concentracin: el stock promedio de crdito asignado por habitante se ubica en $38.553.
  • La Provincia de Buenos Aires, en cambio, si bien concentra ms de 20% del crdito, en trminos per cpita se ubica muy por debajo del promedio nacional: a fines de 2011 mantena un stock asignado de solo $3.198 por habitante.
  • La segunda provincia que mantiene mayor concentracin de crdito relativa a su tamao poblacional es Tierra del Fuego: $12.402 por habitantes, monto que tambin se explica porque en esa jurisdiccin se pagan los mayores salarios del pas lo que deja a la poblacin con mayor capacidad de crdito (algo similar sucede con otras provincias de la zona Patagnica).
  • La tercera provincia con mayor stock de crdito por habitante es La Pampa, con $6.515, seguida por Chubut con $6.308, Santa Fe con $5.471, Neuqun con $5.236 y Santa Cruz con $5.221.
  • Un grupo de provincias para destacar son San Luis y Crdoba, que mantienen un sector productivo muy dinmico y niveles de desarrollo econmico superiores al promedio nacional a pesar que sus ratios de financiamiento son bajos ($4.852 en Crdoba y apenas $2.154 en San Luis).

Si se tiene en cuenta que el grueso del financiamiento en la argentina se decide en la capital del pas, queda de manifiesto las dificultades del empresariado del interior y en especial de las Pymes para acceder al crdito, una dificultad histrica que se agrava y acrecienta cuando se observan las desigualdades de tasas que se cobran entre provincias. Sobre esa realidad, la pregunta es qu se puede hacer y cmo?

Una solucin son las Bolsas Regionales. El acceso al crdito no est monopolizado por los Bancos sino que existen alternativas ms ventajosas en los Mercados de Capitales, donde confluyen oferentes de dinero y sus demandantes (empresas, municipios, estados provinciales y nacionales). La experiencia internacional y la propia del pas en dcadas pasadas, demuestra que estos mercados ofrecen infinitas formas de satisfacer las necesidades de financiamiento productivo, que en la Argentina por un lamentable proceso de desculturización bursátil se fue casi extinguiendo hasta llegar hoy a su mnima expresión. Basta un ejemplo para ilustrar esa afirmacin: en 1960 estaban autorizas a cotizar en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires (BCBA) 660 empresas, hoy solo lo hacen 103. Estos nmeros arrojan algunos datos:

  • Que durante 52 aos el descenso de empresas cotizantes en Bolsa fue en constante disminucin
  • Que en los ltimos 12 aos se estabiliz en un nmero de empresas en un piso muy bajo para la conformacin y envergadura de una Bolsa como la de Buenos Aires (una Bolsa Nacional).
  • Actualmente las empresas cotizantes en algunos rubros son las lderes en su actividad en el pas, Esto de ninguna forma es un mercado de capitales representativo del nivel productivo de la Argentina. Por el contrario es la concentracin de las empresas dominantes en el mercado.

Al analizar la composicin de las empresas tanto por la nacionalidad de sus propietarios, como su localizacin en el mapa regional, se observa que en la dcadas del 1920-1930, las empresas en su mayora eran de origen extranjero y estaban radicadas en la Capital Federal o sus suburbios. Por el contrario, cuando se analiza la conformacin en los aos 60 se observa una Bolsa con mayora de empresas nacionales, con gran nmero de medianas empresas y que la mayor parte de ellas eran del interior del pas.

Algunos ejemplos son: las azucareras de Tucumn, las bodegueras de Mendoza, las metalmecnica de Santa Fe, las madereras de Chaco, las industriales de Crdoba, las laneras y petroleras de la Patagonia, las pesqueras de Mar del Plata. Sin embargo, en el lapso de casi un siglo la Argentina pas de una Bolsa conformada en su mayor parte por empresas extranjeras y concentradas en Buenos Aires, con cerca de 100 empresas cotizantes, a la dcada de 1960 con una Bolsa Nacional, Regional y de Medianas Empresas con 660 cotizantes, a tener hoy 2012 nuevamente una Bolsa de empresas mayoritariamente extranjeras y no regionales, con apenas 103 empresas cotizantes.

A pesar de existir casi la misma cantidad de empresas cotizantes que hace 82 aos atrs, a diferencia de hoy, en las dcada del 1920/1930 cotizaban sus ttulos varias Provincias como: Buenos Aires, Entre Ros, Mendoza, Santa Fe, Tucumn, Crdoba, San Lus, Jujuy y Corrientes. Tambin lo hacan Municipios como: Capital Federal, Coronel Surez, Pergamino, Morn, Bartolom Mitre, Paran, Rosario, Crdoba, Avellaneda. Por otra parte las Provincias emitan tanto ttulos internos como externos destinados a: Edificacin Escolar, Hospitales, Saneamiento de La Plata, Caminos Rurales, Caminos Afirmados, Pavimentacin, Edificacin, Cedulas Hipotecarias, Obras del Delta, Camino Morn-Lujan, Camino Avellaneda a Quilmes, Emprstito para Tribunales y Crceles en la Provincia de Buenos Aires, Construccin del Mercado de Frutos y Frigorficos del Tigre, Construccin del Frigorfico de Gualeguaych, Obras de Irrigacin en Crdoba, Ferrocarril La Plata a Meridiano, Construcciones Econmicas (viviendas) Capital Federal, Proteccin Obrera Crdoba. Por ejemplo, en 1934 en la BCBA cotizan 138 ttulos pblicos de deuda solo de Provincias y Municipios. Hoy para las provincias como para los municipios este mercado es prcticamente inexistente. Esto da una dimensin del alcance que tena el mercado en cuanto a los emisores de ttulos como a la diversidad de obras a realizar por medio de la emisin de esos ttulos.

Estos nmeros e informacin son la ms elocuente demostracin del auge y decadencia de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y lo limitado y reducido de su Mercado de Capitales. En definitiva, este es el resultado de polticas erradas que fueron expulsando a las empresas medianas argentinas para transformarla en un reducido reducto de mega empresas extranjeras. Es decir, desde la BCBA mientras se declama la inclusin del empresariado nacional se practica su encubierta expulsin.

Si la Argentina quiere potenciar su desarrollo, debe reactivar en forma urgente el crdito productivo y para eso es necesario reconstruir las bolsas regionales. Esto puede lograrse fcilmente, relanzando el Mercado de Capitales Nacional y Regional y creando as nuevos Mercados de Capitales (Bolsas Regionales) alternativos de inversin y financiamiento, que permitiran acelerar y consolidar el desarrollo de la economa argentina. El camino est abierto. Solo falta la decisin poltica y econmica de hacerlo.

Buenos Aires, 11 de Abril de 2012

DIEGO LO TARTARO PRESIDENTE IADER