Deuda

Se concreto la propuesta de pago a los tenedores extranjeros de bonos. No dudamos que va a ser muy difícil su negociación pero entendemos que la propuesta se ajusta a lo que tenemos y podemos ofrecer, que con claridad y honestidad fue expuesta. No vamos a entrar en los detalles ni en su análisis técnico porque no es nuestro propósito, si en lo fáctico, sabemos que por nuestros antecedentes no somos confiables y esto nos va a jugar en contra al momento en que nuestros acreedores analicen y evalúen nuestra propuesta.

Lo que no hace el Presidente

El viernes 10 de abril el Presidente Alberto Fernández por la noche hablo al país, su disertación fue clara, precisa, amable, amigable y demostró su experiencia de muchos años como profesor universitario de Derecho acostumbrado a dar cátedra….

¡Peligro Presidente!

Estamos viviendo y atravesando circunstancias que van a definir y marcar el rumbo de los argentinos por muchos años, hoy enfrentamos una pandemia que tiene dimensiones globales con su secuela de enfermedad y muerte, paralelamente estamos inmersos en la mayor crisis financiera, económica y social de nuestra vida independiente.

Pandemia la realidad a venir

La humanidad a lo largo de la historia sofrió catastróficas calamidades, como son los desastres naturales muy difíciles de prever, las pandemias estas de origen viral o bacteriológico y las guerras que son el resultado del proceder y accionar del hombre, todas ellas dejaron como resultado muerte, desolación y miseria, que a su vez generaron grandes cambios en la conducta de las personas y de los pueblos.

Argentinos de pie

La Argentina es un muro de lamentos donde todos acudimos a llorar nuestras endémicas crisis que alcanza prácticamente a casi todas las capas sociales con excepción de algunos bienaventurados políticos, jueces y sindicalistas corruptos junto a empresarios prebendarios que viven y se sirven de un estado que les garantiza prosperidad y dicha solo a ellos, el resto de los ciudadanos somos esquilmados por ese estado que ellos integran, conducen, protegen, preservan y usufructúan.

Ante el abismo un llamado a la reflexión

Los argentinos estamos transitando un campo totalmente minado, las actitudes que estamos tomando son confusas, contrapuestas, en algunos casos irresponsables e infinitamente peligrosas, ¿Por qué decimos esto? Llevamos tres meses de un gobierno que trata de ser coherente en sus propósitos pero solo nos demuestra ser bicéfalo en su conducción y proceder, con intereses contrapuestos, por un lado tenemos al Presidente Alberto Fernández que con buena fe y voluntad pero con lentitud y pocas fuerzas leales pelea por salvar la situación y a su vicepresidenta que esta al acecho de su caída.

Lo que no dijo el Presidente

¿Dónde debemos buscar lo más importante del discurso pronunciado por el Presidente
del 1° de marzo en el Congreso de la Nación? ¡ En lo que no dijo !
Hizo un detallado informe del desastre social económico y financiero en que se encuentra empantanada la republica, en lo macro y en los temas que abordo fue correcto, nadie puede negar que el mismo fue equilibrado, sustentado en principios y fundamentos ciertos y con un verdadero dominio académico en la exposición, de todo lo recibido y de todo lo que debe hacerse cargo.

Los 60 días del Presidente Alberto Fernandez

Sin lugar a dudas que estamos enfrentando una crisis de una magnitud que era previsible, pero que fue desatendida o atendida siempre irresponsablemente, para
cualquiera de las dos expresiones que utilicemos el resultado siempre fue el mismo: el fracaso. De esto se infiere que precipitaron la crisis, la soberbia, la torpeza e incompetencia sumando a esto actos dolosos cometidos por la administración Macri que deberán ser investigados, de igual forma que lo son los de la administración de Cristina Fernández.

El Miedo

Vivimos en el fracaso esto es consecuencia ente otros tantos errores y defectos lo que produce el miedo, por miedo a Macri se voto a Alberto Fernández, por miedo a Cristina se voto a Macri, por el miedo a lo que dejo de la Rúa se voto a Kirchner y así podemos ir retrocediendo en nuestra historia hasta comienzos del siglo anterior, esta actitud viene irremediablemente degradando a la Republica nunca se considero priorizar la solidaridad y el bien común, solo prevalecieron los intereses sectoriales que los factores de poder determinaron e impusieron.

Corrupción y probreza

Vivimos en un país potencialmente muy rico pero existencialmente con inmensos
sectores de su población sumidos en la pobreza, muchos de ellos en la extrema pobreza.
Ahora bien todo hecho tiene una explicación, entonces: ¿Dónde está el motivo para que los argentinos padezcamos este desequilibrio económico-social que hace décadas nos agobia? ¿Cuál es el elemento que todo lo corroe? Sí bien nunca hay una única razón, si las hay varias y convergentes, pero entre las razones primordiales está desde luego nuestra endémica corrupción y sus agentes los corruptos y los corruptores. Esta
calamidad social alcanza a vastos sectores de la dirigencia argentina sin distinción de
actividad, posición o profesión y su accionar desde hace décadas sin pausa e irremediablemente corroe a toda nuestra sociedad.